¿Por Qué Tengo Mal Aliento si no Tengo Caries? ¡Respuestas!

Por Qué Tengo Mal Aliento si no Tengo Caries

¿Por Qué Tengo Mal Aliento si no Tengo Caries?

Es probable que hayas sufrido de mal aliento en algún momento de tu vida. Todos hemos tenido. Es una de las molestias más comunes de la vida.

En algunas ocasiones, ese mal aliento es provocado por otras causas que no tienen nada que ver con las caries. Este artículo te explicaremos la razón de por qué puedas tener mal aliento sin tener caries.

Causas generales del mal aliento

El mal aliento típicamente se origina en la boca, donde las bacterias están siempre presentes. Cuando comes, pedazos de comida quedan atrapados en tus dientes. Las bacterias crecen en estos trozos de comida, liberando compuestos de azufre de olor desagradable.

La causa más común de mal aliento es la mala higiene dental. Si no te cepillas y usas el hilo dental con frecuencia, las bacterias en tu boca continúan creciendo y una capa delgada de bacterias conocidas como placa se acumula en tus dientes.

Cuando la placa no se quita al menos dos veces al día, produce un mal olor y conduce a otro proceso de mal olor, la caries dental.

Todos los alimentos se atascan en sus dientes, pero ciertos alimentos como las cebollas y el ajo generalmente causan mal aliento. La digestión de estos alimentos libera compuestos de azufre en el torrente sanguíneo. Cuando la sangre llega a tus pulmones, afecta tu respiración.

Aunque más de 90 por ciento de la causa se origina en la boca, otras razones pueden ser fuentes que provienen de otras partes del cuerpo. Lo cual te vamos a explicar en este artículo.

Puede ser el resultado de reflujo ácido, que conduce a la regurgitación parcial de un líquido de mal sabor. Otras causas posibles incluyen infecciones, complicaciones de la diabetes e insuficiencia renal. Comenzar una dieta también puede producirle mal olor a aliento.

Te Recomiendo Leer También  ¿Por Qué Tengo Mal Aliento por el Estomago y Qué Hago?

Razones fundamentales del mal aliento aunque no tengas caries

Alimentos que come: aunque el ajo y el café son dos de los principales causantes, otros como las cebollas y los alimentos picantes también pueden provocar mal aliento.

Los olores de estos alimentos entran en el torrente sanguíneo y se dirigen directamente a los pulmones , saliendo con cada exhalación.

Comida “atrapada” en su boca: no estamos hablando de una pequeña espinaca en sus dientes. Después de una comida, cualquier partícula de alimento que quede entre los dientes , las encías o la lengua puede liberar su olor en la respiración, que empeora a medida que la comida se descompone.

Y sin un buen cuidado de sus dientes y encías, esta comida pegada puede desencadenar una cascada de eventos que conducen a la enfermedad de las encías, causando mal aliento.

El Tabaco: hay muchas razones para evitar el tabaco; El mal aliento es uno en la lista.

Dietas que conducen a la pérdida de peso: Estamos de acuerdo en que parece injusto, pero cuando su cuerpo descompone la grasa, el proceso libera sustancias químicas que pueden dar a su aliento un olor desagradable.

Boca seca: ¿ Sensación seca? El trabajo de la saliva es servir como un ciclo de enjuague continuo para su boca. Si no tienes lo suficiente, tu boca pierde su frescura rápidamente. De hecho, el aliento matutino es peor para las personas que duermen con la boca abierta. Una boca seca es una boca maloliente.

Medicamentos o problemas de salud: los medicamentos que causan sequedad en la boca también pueden contribuir al mal aliento. Los problemas de salud tales como alergias estacionales, crónica sinusitis, bronquitis, infecciones respiratorias, problemas de estómago, diabetes, de hígado y de riñón. El mal aliento implacable también puede ser un signo de enfermedad de las encías .

Te Recomiendo Leer También  Remedio de Aloe Vera para el Mal Aliento

¿Cómo evitar el mal aliento aunque no tenga caries?

Hay algunas formas rápidas y fáciles de eliminar el mal aliento. Solo recuerde, el olor de lo que come puede permanecer hasta que la comida se salga completamente de su sistema, ¡hasta 3 días después!

Limpie esos dientes: no solo evitan que la placa que causa el olor se acumule en su boca, sino que el cepillado, el uso de hilo dental y el enjuague también son saludables para las encías y los dientes.

Si no puede cepillarse después de una comida, enjuáguese bien la boca con agua para al menos aflojar y liberar un poco la  comida atrapada.

Limpie esa lengua: las bacterias en su lengua pueden contribuir al mal aliento. Cuando se cepilla los dientes, también se cepilla la lengua o usa un raspador de lengua.

Use un enjuague bucal o enjuague dental: El enjuague bucal antiséptico puede ayudar a matar las bacterias que causan el mal aliento y la placa que puede causar gingivitis, una forma temprana y leve de enfermedad de las encías. Agregar un enjuague de fluoruro a su rutina diaria puede ayudar a prevenir la caries dental.

Tome mucha agua: si está en proceso de pérdida de peso, esto puede provocarle mal aliento, el agua puede diluir los químicos que causan los olores. El agua también ayuda a eliminar las bacterias y las partículas de alimentos.

Coma el desayuno: Incluso si se cepilla los dientes cuando se levanta, el mal aliento de la mañana puede aparecer si usted no come. El mal olor de la mañana puede estar asociada con el hambre .

Te Recomiendo Leer También  Por qué Tengo Mal Aliento Después de Lavarme los Dientes - Causas y Tratamientos

Coma una fruta o verduras: las manzanas, las zanahorias, el apio, otras frutas y verduras ayudan a eliminar la placa que causa el olor y las partículas de alimentos de su boca.

Masticar chicle sin azúcar con xilitol: el chicle con el edulcorante natural xilitol puede prevenir el crecimiento de bacterias que causan mal aliento. La goma en sí puede aportar más saliva a su boca, lo que naturalmente hará que su boca sea más fresca.

Cuide los problemas de salud: trabaje con su médico para controlar la diabetes , las alergias y otras afecciones.

Algunos remedios caseros para el mal aliento

El Perejil

El perejil es un remedio popular para el mal aliento. Su aroma fresco y su alto contenido de clorofila ayudan para que pueda tener un efecto desodorizante.

Para usar el perejil para el mal aliento, mastique hojas frescas después de cada comida.

Jugo de piña

Muchas personas creen que el jugo de piña es el tratamiento más rápido y efectivo para el mal aliento. Si bien no hay evidencia científica que respalde esta teoría, los informes anecdóticos sugieren que funciona.

Beba un vaso de jugo orgánico de piña después de cada comida, o mastique una rodaja de piña durante uno o dos minutos. También es importante recordar que debes enjuagar la boca de los azúcares en la fruta y luego en el jugo de fruta.

Semillas de hinojo o anís.

Desde la antigüedad, las semillas de hinojo y anís se han utilizado para refrescar el aliento. En algunas partes del mundo, las semillas de hinojo tostadas todavía se usan como refrescantes bucales para limpiar el aliento después de la cena. Saben dulce y contienen aceites esenciales aromáticos que le dan al aliento un aroma fresco.

Las semillas de hinojo y anís se pueden comer solas, tostadas o recubiertas con azúcar.